Perder la documentación de un edificio puede suponer un gasto de 200.000 € para las propiedades.

No Comments

Post A Comment